viernes, 29 de enero de 2010

Tectónica de Placas

TECTÓNICA DE PLACAS


La superficie externa, sólida, de la Tierra se llama litosfera y el magma de roca fundida sobre el que se posa la litosfera se llama astenosfera. La litosfera no constituye una capa continua sino que está fragmentada en porciones irregulares llamadas placas. Son como piezas de un gigantesco rompecabezas que encajan entre sí, pero con la peculiaridad de que flotan sobre el magma del manto como enormes calugas sobre una cubierta de chocolate derretido. 

Las placas se mueven en diferentes direcciones: algunas se separan (como la del Pacífico y la de Nazca) y otras se juntan o chocan (como la de Nazca y la Sudamericana). También hay placas que mantienen un movimiento paralelo, como es el caso de la falla de San Andrés, entre la Placa del Pacífico y la Norteamericana.

 El territorio de Chile continental se ubica en la Placa Sudamericana que se mueve hacia el oeste y que choca con la Placa de Nazca que avanza en la dirección contraria. La mayor parte de nuestro país está ubicado en el plano de contacto entre ambas placas.


La teoría de la tectónica de placas fue desarrollada en la década de 1960, cuando se comprobó que el piso oceánico se expande debido a la salida de magma (roca fundida, que al salir al exterior se denomina lava) que, al enfriarse en la superficie, forma la litosfera. De esa manera, la capa exterior de la Tierra se crea en el fondo marino, dando lugar a uno de los bordes de una placa, el borde de expansión o divergente. Desde este margen, la placa avanzará hasta encontrarse con otra en un borde de convergencia. Ahí, una de ellas se hundirá bajo la otra, en un proceso conocido como subducción, o se producirá la colisión entre ambas placas.

¿Por qué se desplazan las placas?


El origen del movimiento de las placas se encuentra en las corrientes de convección que se producen en la astenosfera. Estos flujos de magma se deben a las diferencias de temperatura: 

"Cerca del núcleo la roca líquida se calienta, luego asciende y al alcanzar la superficie se enfría, desciende y vuelve a calentarse. Al moverse la roca fundida, arrastra a la litosfera consigo. Una parte del magma de la astenosfera sale a la superficie en el fondo oceánico, formando las cordilleras marinas o dorsales, donde nacen las placas".

TEORÍA DE LA TECTÓNICA DE PLACAS

La teoría sobre la tectónica de placas ha servido de paradigma en la geología moderna, para la comprensión de la estructura, historia y dinámica de la corteza de la Tierra. Las placas:

a) Se mueven.

b) Se separan.

c) Se acercan.

d) Se superponen.

e) Incluso pueden chocar entre sí.

Las fronteras entre estas placas son zonas con actividad tectónica donde tienden a producirse:

a) Terremotos.


b) Erupciones volcánicas.



c) Formación de cordilleras.




Así las fuerzas tectónicas ayudan a crear y modelar el relieve. Las placas pueden ser de dos tipos:


1. Placas De Material Flexible:

La superficie se ondula y forma pliegues, los cuales son curvaturas de la corteza terrestre a manera de ondas.



ANTICLINAL




SINCLINAL



2. Placas De Material Rígido:

La superficie terrestre se fractura en bloques originando fallas. Estos bloques se desplazan ascendiendo o descendiendo.


LAS PLACAS TECTONICAS

La siguiente figura muestra las placas tectónicas y sus movimientos:


En el caso de nuestro país, la placa de Nazca se hunde bajo la capa Sudamericana. El choque de estas placas modifica o modela el relieve, el modelado del relieve ocurre por fuerzas que actúan desde el interior de la Tierra y por fuerzas que ocurren desde el exterior de la Tierra.

TIPOS DE PLACAS

a) Las placas que se separan: placas divergentes

El calor y la energía que emana del magma en los fondos marinos es la fuerza que pone en movimiento a las placas de la litosfera. En algunos lugares de los fondos oceánicos el magma fluye hacia la corteza entre dos placas y las empuja provocando su separación. Al subir y tomar contacto con el mar, el magma se enfría y se solidifica transformándose lentamente en una cordillera submarina o dorsal. Esta va aumentando su altura y ancho a medida que sube más material, a la vez que se produce una mayor separación de las placas, es decir, un movimiento divergente (<----   -----> ). En las dorsales existen volcanes submarinos que al aumentar su altura han dado origen a numerosas islas entre las que podemos nombrar Hawai, Isla de Pascua y el archipiélago de Juan Fernández.

b) Las placas que chocan entre sí: placas convergentes

Por la redondez de la Tierra, y debido a que esta no aumenta su tamaño, las placas que divergen en un punto deben chocar necesariamente con otras, en un movimiento convergente (---> <--- ).
Cuando el choque de dos placas empuja la corteza terrestre hacia arriba y forma grandes plegamientos, se originan cadenas de montañas a lo largo de la zona de colisión; este proceso se denomina orogénesis. Las más altas cadenas montañosas, como el Himalaya y Los Andes, han resultado de estas colisiones.

Cuando el choque de placas provoca que una de ellas se hunda bajo la otra, estamos en presencia de un fenómeno llamado subducción. En la zona de la subducción generalmente se forma un enorme abismo oceánico llamado fosa. Las rocas de la placa que se hunde, cuando alcanzan una cierta profundidad, se derriten y se convierten en magma que muchas veces busca salir a través de los volcanes. Por otra parte, la constante fricción entre las placas genera una energía que al liberarse origina los sismos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.